La prevención

El papel de la familia

familiaLa buena convivencia familiar dificulta la entrada a la Anorexia Nerviosa y a la Bulimia.
Cuando existe una forma sana de comunicarse y cada uno de los integrantes de la familia mantiene su rol, es más fácil comprenderse y respetarse. Cuando cada uno tiene su propio proyecto de vida y entre todos comparten metas comunes, es más sencillo preservar la salud. Si existen pocas reglas, pero claras y sencillas, a las que todos respetan, se vive en un clima de armonía. Pero sin duda, el elemento primordial que condiciona la calidad de vida es el afecto.
El amor que recibe de los padres es el alimento principal que posibilita el desarrollo armónico de una persona.
Aprender a amar es un arte que debe cultivarse, un trabajo saludable que nos permite crecer. La solidaridad nos enriquece, pongámosla en práctica.
Formemos una familia con amor y respeto.

Prediquemos con el ejemplo

Si bien es cierto que cada individuo y cada familia tiene su propia escala de valores, existen principios éticos y morales que deben anteponerse a lo trivial o a las modas, al poder o al dinero. Debe existir un sentido de justicia y una idea abarcativa del bien en la que sustentemos nuestro proceder, nuestra forma de vivir.
Seamos en la vida un ejemplo para nuestros hijos.

La honestidad

Seamos honestos con los demás, con nuestros hijos y con nosotros mismos.
Aprendamos a aceptar nuestros errores. Defendamos la verdad, no nos ocultemos detrás de una mentira. Por más difícil que sea la situación, seamos “honestos”. La enfermedad no puede traspasar los umbrales de la honestidad.
El que es honesto, no miente, no oculta síntomas y eso hace que la ayuda llegue antes, que la enfermedad no se instale.
La Honestidad es la llave de la prevención.

Los “NO” de la prevención

Tengamos en cuenta lo que no debemos hacer en casa para prevenir la Anorexia Nerviosa y la Bulimia:

  • NO a comer en soledad
  • NO al mal humor y al capricho
  • NO al aislamiento y a la soledad
  • NO a la agresividad
  • NO a los escándalos familiares
  • NO a la condescendencia
  • NO a la doble personalidad
  • NO a la autoexigencia exagerada
  • NO al perfeccionamiento absurdo
  • NO a la comida, al cuerpo y a las calorías como tema de conversación
  • NO a la hiperactividad
  • NO al uso de diuréticos, laxantes o pastillas para adelgazar
  • NO a la automedicación
  • NO a los productos dietéticos
  • NO a los edulcorantes
  • NO al abuso de café
  • No al cigarrillo
  • NO al alcohol
  • NO a los caprichos con la comida
  • NO al ayuno

Los “SÍ” de la prevención

Aquí puntualizaremos todo lo que en la vida diaria ayuda a prevenir la Anorexia Nerviosa o la Bulimia. Lo que debemos practicar en casa:

  • SI a un proyecto de vida saludable
  • SI a la comida como acto social
  • SI a las actividades programadas
  • SI al respeto mutuo, a la colaboración y a la integración grupal
  • SI al compromiso mutuo o grupal
  • SI a los límites
  • SI al diálogo y la comunicación
  • SI al respeto a la familia
  • SI al buen modo y a la cordialidad
  • SI al buen humor
  • SI a la productividad y la creatividad
  • SI al orden y cuidado de nuestro cuarto y de los espacios comunes de la casa
  • SI a la puntualidad
  • SI al progreso
  • SI a la comida en familia
  • SI a la sobremesa
  • SI a la constancia y al esfuerzo diario
  • SI al programa alimentario con responsabilidad

Si la enfermedad no se trata

Tomemos conciencia, estamos frente a enfermedades graves, no dejemos que avancen.
Según la OMS, un 15% muere a causa de estas patologías. Si aquellos que las padecen no se tratan…

  • Pueden agravar su estado de salud
  • Pueden tener problemas con el colegio, con la familia y con la sociedad
  • Perderán su autoestima
  • Sobrevendrá el deterioro de la personalidad
  • No lograrán independencia y autosuficiencia
  • No obtendrán una inserción social adecuada
  • Reducirán su vida a un mundo pequeño
  • No lograrán ser individuos sanos y felices
  • Estamos a tiempo, actuemos como agentes de salud

No se puede luchar solo

Debemos saber que combatir estas patologías es complejo, que es una tarea difícil. Nuestra fuerza de voluntad no basta, tampoco la de nuestros hijos.
Tanto ellos como nosotros no podemos emprender solos un camino exitoso.
Necesitamos de la colaboración de todos.

  • De una institución organizada
  • De un equipo multidisciplinario especializado
  • De un grupo de autoayuda que incentive a nuestros hijos a cumplir su proyecto de vida
  • De un grupo de autoayuda para padres que optimice la comunicación y la convivencia familiar y el desarrollo personal de todos y cada uno de sus miembros
  • De una escuela progresista que integre a la familia y que luche para formar individuos sanos y felices
  • De familiares y amigos que compartan con nosotros ideales y metas y nos acompañen en la tarea de educar a nuestros hijos
Compartir con:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn